viernes, 20 de marzo de 2015

Quèdate quieto


Quédate quieto,
hay luto en el aire,
no debes decirlo,
no puedes cantarlo,
no puedes  gritar
que la vida se muere,
 se muere.

No puedes
 apedrear al hombre que  cercena los ayes,
no puedes castigar el crimen con tu fuego suave,
no puedes clavar la rabia en sus días alegres.
No puedes,
no puedes,
la vida se muere,
se muere.

 Erre que erre encarcelan
la roja ilusión de parir un mundo en orden.

Quédate quieto,
hay luto en el aire,
no hay mártires,
tan sólo, dormidos, los hijos,
tan solo el silencio del hambre,
tan sólo el escuadrón de la muerte
acechando por si alguien se mueve.

 Quédate quieto,
lo dictan las leyes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada