martes, 22 de marzo de 2016

Nuestro miedo


¿A quién le interesa nuestro miedo?
¿Que cambiará después de este nuevo atentado?
¿Viviremos  con la sospecha permanente, delatando a los vecinos, a las hijas, a los turistas, a las emigrantes?
¿Sera alguna religión prohibida, alguna mezquita cerrada a cal y canto?
¿Quién se atreverá a viajar, a juntarse más de cuatro?
¿Quién se acordará de los refugiados, de los que mueren en los mares, de los que resisten en sus países reventados con bombas made in Europa?
¿Serán  los niños sirios, iraquíes, libios… menos niños, más diablos, menos víctimas, más responsables?
¿A quién le interesa nuestro miedo?
¿A los terroristas islámicos, a los dueños del capital, a los que a río revuelto ganancia de pescadores?
¿Nos molestará de ahora en adelante que nos vigilen más que antes?
¿Nos molestará más que antes que nos censuren y nos detengan preventivamente o nos disparen porque nuestro aspecto es poco saludable?
¿Por qué sólo contamos nuestros muertos?
¿Y los otros?, ¿Los que caen diariamente desde que el imperio y sus siervos nacionalizaron la codicia?
¿A quién le interesa nuestro miedo, este terror cuerpo a cuerpo, este suplicar a nuestros ejércitos que nos defiendan, que nos protejan, que nos salven, a cualquier precio?
¿Es nuestro miedo rentable para alguien?, ¿Para quién?
¿Quién empezó primero?
¿Quién armó a los verdugos, quién les instruyó, financió, aconsejó?
¿Serán estas preguntas sospechosas, punibles, criminales?
¿Y ahora, qué?
¿Preparamos más mortajas?, ¿Cavamos nuevas fosas?, ¿Fabricamos más cadenas?, ¿Recortamos más derechos?, ¿Alimentamos el fascismo?, ¿Condecoramos a quienes alardean de cruz gamada, de racismo?
¿A quién le interesa nuestro miedo?
¿A quiénes?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada